Visto: 260109

 

Ley numero: 672

Tema
Ley del Personal Policial de la Provincia de Formosa.
Autor
Poder Ejecutivo
Incidencias
- Reglamentada por Dcto. nº1273/87 (B.O. 3557, p.2.); Dcto. 467/89 Dedicación exclusiva 45%. (B.O.3959, 01-06-89). Dcto. nº 468/89 art. 140. (B.O. 3959,p.5.); Dcto. nº1330/89 art. 139. (B.O. 4028, p.53); Dcto. nº 1173/90. Art.145.(B.O. 4272, p.4.) -L. 1222-Sustituye Anexo 2,Primera y segunsa parte, Grupo A y B ; y modifica inciso a) del art. 108 de la L672.(B.O. 5845, p.1.) -L.1259 -Código Rural observado y reemplazado por L 1314 (B.O.6713,p.2.26/07/00) -L.1323 -Modif.arts. 34, 89, 91 y 111. (B.O.6764,p.1. 10/10/00) -L.1324 -Agrega art. 18 bis. (B.O. 6765,p.1. 11/10/00)
Texto

LEY N° 672

La Legislatura de la Provincia sanciona con fuerza de Ley:

LEY DEL PERSONAL POLICIAL DE LA PROVINCIA DE FORMOSA (L.P.P)

TITULO 1º - NORMAS BASICAS

Capítulo 1º: - CONCEPTOS GENERALES

Artículo 1º.- El personal policial de la Provincia de Formosa quedará amparado en los derechos y obligaciones que garantiza la presente ley, en tanto se ajuste a lo normado en la misma, los Códigos, Leyes, Decretos, Reglamentos y otras disposiciones legales vigentes, que se refieren a la organización y servicios de la Institución y funciones de sus integrantes.

Art. 2º.- Escala Jerárquica Policial, es el conjunto de grados que puede ocupar el personal en los respectivos cuerpos del escalafonamiento de la Institución, conforme el Anexo I, de la presente ley. Grado, es cada uno de los tramos o escalones que, en conjunto, constituyen la escala jerárquica.

Art. 3º.- Los grados que integran la escala jerárquica policial se agrupan del modo siguiente:

a) Personal Superior: Oficiales Superiores, Oficiales Jefes y Oficiales Subalternos.

b) Personal Subalterno: Suboficiales Superiores, Suboficiales Subalternos y Tropa Policial

La jerarquía es el orden que determina las relaciones de superioridad y dependencia. Se establece por grado.

Art. 4º.- Agente, es la denominación que corresponde a todo personal de carrera de la Institución.

Oficial es la denominación que distingue a los que poseen grados desde Oficial Ayudante a Comisario General. Suboficial es la denominación que corresponde a los que poseen grados desde Oficial Ayudante a Comisario General. Suboficial es la denominación que corresponde a los que poseen grados desde Cabo a Suboficial Mayor, y Tropa Policial es la correspondiente al grado de Agente.

Art. 5º.- Los alumnos de las Escuelas o cursos de reclutamiento, que se capacitan para incorporarse a los cuadros del personal Superior se denominarán Cadetes de Policía.

Se exceptúan de lo mencionado precedentemente, los profesionales universitarios, para quienes se dictarán cursos especiales de breve duración y características particulares.

Art. 6º.- Los alumnos convocados para realizar cursos o asistir a la Escuela de reclutamiento para ingreso como personal subalterno de la Institución se denominarán: Aspirantes.

Art. 7º.- Los alumnos convocados para asistir a la Escuela de Policía u otros Institutos de formación, para ingreso como personal Superior de la Institución se denominarán: Cadetes. El Personal de cadetes, con carácter de "ad honorem" podrá alcanzar las jerarquías de Suboficiales, en mérito a sus aptitudes y desempeño como alumno. A equivalencia de grados, tendrá precedencia sobre el personal subalterno en servicio.

Art. 8º.- Precedencia es la prelación que existe, a igualdad de grado, entre el personal del escalafón cuerpo seguridad, escalafón cuerpo bomberos, escalafón cuerpo comunicaciones, escalafón cuerpo criminalística, escalafón cuerpo intendencia y otros cuerpos debidamente mencionados en los anexos 2, primera y segunda parte, que por razones de funciones específicas se lo nominó en grupo "A" y grupo "B".

Art. 9º.- Prioridad es la prelación que se tiene sobre otros de igual grado, por razones del orden en el escalafón.

Art. 10.- La precedencia no impone el deber de subordinación, tan solo establece el deber de respeto del subalterno al superior.

Art. 11.- Se denomina cargo policial a la función que, por sucesión del mando u orden superior, corresponde desempeñar a un policía.

Art. 12.- Cuando el cargo corresponde a una Jerarquía superior a la del designado, o que asuma por sucesión automática, se denomina accidental, cualquiera fuere la duración del desempeño del mismo. Cuando el cargo se desempeña por designación con carácter provisorio, se denomina Interino. Cuando concurran ambas circunstancias, siempre se preferirá la segunda denominación indicada.

Art. 13.- El personal docente - no policial- de los cursos en los Institutos Policiales, se regirán por las leyes, decretos y demás prescripciones en vigor para tales funciones.

El personal policial que cumpla funciones docentes, en dichos Institutos u otras escuelas de formación del personal policial, se ajustará en cuanto a su cumplimiento a las normas especiales que se dicten al efecto. En todos los casos, su actuación en la docencia policial se considerará acto propio del servicio, sin perjuicio de la retribución que se le asigne por el desempeño de estas funciones.

Capítulo 2º - ESTABILIDAD POLICIAL:

Art. 14.- El personal policial de la Institución, gozará de estabilidad en el empleo, y solo podrá ser privado del mismo y de los deberes y derechos del estado policial, en los siguientes casos:

a) Por renuncia del propio interesado, con formal ratificación ante Superior competente.

b) Por sentencia judicial condenatoria firme, por la comisión de delitos previstos en el Código Penal, con excepción de delitos culposos.

c) Por sentencia judicial firme, con pena principal o accesoria de inhabilitación absoluta, o especial para el desempeño de actos obligatorios en el cumplimiento de las funciones policiales.

d) Por decreto del Poder Ejecutivo dictado a raíz de las conclusiones arribadas en información sumarial sustanciada para la comprobación de notable disminución de aptitudes físicas o mentales, que impidan el correcto desempeño del cargo que corresponda a la jerarquía del causante. En este caso, se obrará con intervención de la Junta Médica, constituida por lo menos por tres profesionales y el dictamen de la Asesoría Letrada. Además deberá oirse al afectado en su descargo, o documentarse la imposibilidad de hacerlo por sí, en razón de su estado.

f) Por baja de las filas de la Institución dispuesta por el Poder Ejecutivo conforme a las disposiciones de esta ley y su reglamentación.

Art. 15.- La permanencia en la ciudad, pueblo o paraje del destino asignado, por un tiempo no inferior a un (1) año, es un derecho común a todos los Policías. Para los que tuvieren dos o más familiares a su cargo este derecho se extenderá dos (2) años contínuos.

Solo se opondrá como excepciones a esta norma, según formalidades que se establezcan en el reglamento o régimen de cambios de destinos (R.R.C.D.):

a) Razones propias del servicio policial. En estos casos, la disposición del traslado, mencionará las causas del mismo.

b) Razones particulares, o motivos personales del funcionario. En estos casos se incluirá además la obligación de concurrir a cursos de perfeccionamiento policial, en otras localidades o ciudades.

c) Una vez egresados de la Escuela de Policía, los Oficiales Ayudantes del escalafón - Cuerpo Seguridad-, serán destinados en todos los casos por el tiempo o términos de dos (2) años consecutivos a prestar servicios en las Comisarías, Subcomisarías, Destacamentos y Puestos de Vigilancias.

Capítulo 3º - AGRUPAMIENTO DEL PERSONAL:

ART. 16º.- Los distintos servicios que comprenden a la Policía Provincial y las funciones de asesoramiento y tareas auxiliares, serán atendidos por:

a) Personal Policial de la Institución; y

b) Personal Civil.

Art. 17.- Se considerará personal civil a los profesionales y técnicos, sin estado policial, los empleados administrativos y el personal de la Administración Pública Provincial.

Art. 18.- Atento a las funciones específicas que el personal policial está llamado a desempeñar en los servicios de la Institución, será agrupado o escalafonado, en distintos cuerpos, dividido en grupo "A" y grupo "B" según corresponda.

El personal de alumnos de los Institutos y cursos de reclutamientos, será incluido en el escalafón de la especialidad que indica.

Art. 19.- Los grados, dentro de la escala jerárquica que los Policías pueden alcanzar en los distintos escalafones, se determinan en el anexo II de la presente ley. La reglamentación pertinente determinará los cargos a desempeñar, relacionados con la jerarquía que se alcance, conforme el siguiente agrupamiento:

a) Personal Superior

1. Escalafón -Cuerpo Seguridad -

2. Escalafón -Cuerpo Técnico- ; y

3. Escalafón -Cuerpo Profesional-

b) Personal Subalterno:

1. Escalafón -Cuerpo Seguridad

2. Escalafón- Cuerpo Técnico-; y

3. Escalafón- Servicios Auxiliares-

ART. 20º.- Los escalafones mencionados, se determinarán en la reglamentación correspondiente. En la misma, también se establecerán las condiciones para autorizar transferencias o cambios de un escalafón a otro del personal policial, para pasar de un escalafón a otro, por razones de servicio o solicitud del interesado.

Capítulo 4º - Superioridad Policial:

Art. 21º.- Es la situación que tiene un Policía, con respecto a otro, en razón de su grado jerárquico, antigüedad en el mismo o cargo que desempeña.

Art. 22º.- Superioridad jerárquica es la que tiene un Policía, con respecto a otro, por haber alcanzado un grado más elevado en la escala jerárquica. A tales fines, la sucesión de grados, es la que determina el anexo de la presente ley, cuyas denominaciones son privativas de la Fuerza Policial.

Art. 23º.- Superioridad por antigüedad es la que tiene un Policía con respecto a otro del mismo grado, según el orden que establecen los apartados del presente artículo.

a) Personal egresado de las Escuelas de Formación, (Oficiales), o curso de reclutamiento, (Suboficiales y tropa Policial):

1. Por la fecha de ascenso al grado último, y, a igualdad de ésta por la antigüedad en el grado anterior.

2. A igualdad en el grado anterior, por la correspondiente al grado inmediato anterior, y así, sucesivamente hasta la antigüedad mínima, hasta llegar a la fecha del egreso.

3. La antigüedad del egreso será dada por la fecha del mismo, y a igualdad de esta, el orden de mérito de egreso. En caso de igualdad de ambas situaciones se establece por la mayor edad de algunos de ellos.

b) Personal en actividad reclutado en otras fuentes:

1. Por la fecha de ascenso al grado y, a igualdad de ésta, Por la antigüedad del grado anterior.

2. A igualdad de antigüedad en el grado anterior, por las mismas circunstancias mencionadas en el inciso 2, del apartado anterior; y

3. La antigüedad de alta en la repartición, desde la fecha en que se produjo; a igualdad de ésta, el orden de mérito obtenido al ser dado de alta (en los casos de exámenes o concurso), y, a igualdad de éste, la mayor edad.

Art. 24º.- Superioridad por cargo, es la que resulta de la dependencia orgánica y en virtud de la cual un Policía tiene superioridad sobre otro, por la función que desempeña dentro de un mismo organismo o unidad policial.

Superioridad por servicio, es la que tiene un policía sobre sus iguales en grado, por razón del servicio que cumple.

Superioridad por cargo, impone al subordinado la obligación de cumplir las ordenes del superior. La superioridad jerárquica y por antigüedad, en todo momento impone al subalterno obedecida debida y respeto al superior.

Art. 25º.- El comando de fuerzas o unidades operativas policiales, será ejercido integral y exclusivamente, por personal del escalafón seguridad. La sucesión se producirá en forma automática, siguiendo el orden jerárquico y de antigüedad entre los integrantes de cada escalafón.

Art. 26º.- Para el personal del mismo grado de los distintos escalafones, cualquiera sea la antigüedad en el mismo rige el siguiente orden de precedencia:

a) Escalafón -Cuerpo Seguridad-

b) Escalafón -Cuerpo Bombero-

c) Escalafón -Cuerpo Comunicaciones-

d) Escalafón -Cuerpo Criminalística-

e) Escalafón -Cuerpo Intendencia-

f) Escalafón -Cuerpo Femenino-

g) Escalafón -Cuerpo Músicos-

h) Escalafón -Cuerpo Jurídico-

i) Escalafón -Cuerpo Sanidad-; y

j) Escalafón -Cuerpo Administración-

1. Personal en situación de actividad y Comisarios Generales retirados que hayan ocupado el cargo de Jefe y Subjefe de Policía de la Provincia, respectivamente.

2. Personal en situación de retiro llamados a prestar servicios; y

3. Personal en situación de retiro.

Capítulo 5º - ESTADO POLICIAL.

Art. 27º.- Estado Policial, es la situación jurídica que resulta del conjunto de los deberes y derechos establecidos por leyes y decretos, para el personal que ocupa un lugar en las distintas jerarquías de la Policía de Formosa. Tendrá estado policial, con los deberes y derechos esenciales que determinan esta ley, el personal de la Institución de todos los escalafones.

Art. 28º.- Son deberes esenciales para el personal policial en actividad:

a) La sujeción al Régimen Disciplinario Policial.

b) Aceptar grados, distinciones o títulos concedidos por autoridades competentes y de acuerdo con las disposiciones en vigencia.

c) Ejercer las facultades de mando y disciplinarias que, para el grado y cargo establece la reglamentación correspondiente.

d) Desempeñar los cargos, funciones y comisiones del servicio ordenados por los mandos naturales y de conformidad con lo que cada grado y destino, determinen las disposiciones legales vigentes.

e) No aceptar cargos, funciones o empleos ajenos a las actividades policiales, sin previa autorización de la Jefatura de Policía.

f) No aceptar ni desempeñar funciones públicas electivas, ni participar en las actividades de los Partidos Políticos.

g) Mantener en la vida pública y privada, el decoro que corresponde para cumplir eficientemente las funciones policiales.

h) Promover querella criminal, con conocimiento de la superioridad (las acciones privadas que correspondan), frente a imputaciones de delitos de acción pública, concordantes con el artículo 23º de la Constitución Provincial.

i) Presentar y actualizar anualmente declaración jurada de sus bienes y las modificaciones que se produzcan en el aspecto patrimonial y la de su cónyuge, se la tuviere.

j) Someterse al desarrollo de los cursos de información, formación y perfeccionamiento que corresponda a su jerarquía y a los exámenes pertinentes que se puedan ordenar por parte de la superioridad para determinar su idoneidad y/o aptitudes para ascensos conforme se reglamente..

k) Guardar secreto, aún después del retiro o baja de la Institución, en cuanto se relacione con los asuntos del servicio que por naturaleza, o en virtud de disposiciones especiales que impongan esa conducta.

l) No desarrollar actividades lucrativas o de cualquier otro tipo incompatible con el desempeño de las funciones policiales que correspondan a su grado y cargo. A tal efecto, al incorporarse a los cuadros del personal superior y subalterno, se exigirá una declaración jurada.

m) En caso de renuncia, está obligado seguir desempeñando las funciones inherentes a su cargo, hasta el término de treinta (30) días, si antes no fuera reemplazado o aceptada su dimisión.

Art. 28ºBis.- El personal en situación de retiro tendrá los siguientes deberes que el estado policial impone:

a) Adecuar su conducta pública y privada a normas éticas. Acordes con el estado policial.

b) Defender, conservar y acrecentar el honor y el prestigio de la Policía de Formosa.

c) Defender contra las vías de hecho, la vida, la libertad y la propiedad de las personas aún a riesgo de su vida o integridad personal.

d) La sujeción del Régimen Disciplinario y a los Tribunales de disciplina vigentes, con el grado, título y distinciones con que hubiera pasado a la situación de retiro.

e) La determinación personal a efectos de solicitar funciones dentro de la Institución. En caso de ser llamado a prestar servicio, el ejercicio de dichas funciones será obligatorio.

f) Solicitar la aplicación de sanciones disciplinarias, cuando las faltas afecten a su persona o jerarquía que posee. Los oficiales superiores conservarán y ejercerán en forma dierecta las facultades disciplinarias conforme la jerarquización que ostentan y atribuidas al personal en actividad, conforme el anexo relacionado con las facultades disciplinarias previstas por esta ley.

g) Concurrir al mantenimiento del Orden Público, la Seguridad, la Prevención Represión del Delito. Los actos cumplidos en virtud de este deber legal serán considerados para todos sus efectos como ejercicio por personal en actividad.

h) De existir situaciones que afecten su integridad física, en los casos que se menciona precedentemente, los gastos que demanden su curación hasta su total restablecimiento, serán imputados a cuenta de la Jefatura de Policía en la partida presupuestaria pertinente. Igual temperamento se adoptará en caso de fallecimiento de causante.

i) Ocupar cargos públicos y desempeñar funciones privadas compatibles con el decoro y jerarquía policial.

Art. 29º.- El personal Superior del escalafón profesional y el personal subalterno de los escalafones -cuerpo técnico y de servicios auxiliares-, fuera de los honorarios que se le asigne para el servicio, deberán desempeñar actividades referidas a sus conocimientos especiales de acuerdo a las necesidades del servicio y conforme se reglamente.

Quedando entendido, que cuando las actividades no policiales coincidan en los momentos de requerimientos extraordinarios del servicio, estos tendrán prioridad sobre aquellas.

Art. 30º.- El personal superior y subalterno de los Escalafones -Cuerpo Seguridad, técnico, Profesional y Servicios Auxiliares, además de las obligaciones señaladas en el artículo 28º, tendrán las siguientes obligaciones.

a) Defender contra las vías de hechos o riesgos inminentes la vida, la libertad y la propiedad.

b) Adoptar, en cualquier lugar y momento cuando las circunstancias lo impongan, el procedimiento policial conveniente para prevenir el delito o interrumpir su ejecución.

Art. 31º.- El personal superior del escalafón -Cuerpo de Seguridad-, con funciones directivas en una Unidad Operativa u organismo de la Institución, no podrá ejercer contemporaneamente profesiones liberales, ni otras actividades lucrativas.

Art. 32º.- Será compatible con el desempeño de la función policial, el ejercicio de la docencia universitaria, secundaria o especial, en Institutos Oficiales y Privados, conforme se reglamente.

Art. 33º.- El personal superior y subalterno en situación de retiro, estará sujeto a las obligaciones determinadas por los incisos b), h) y k) del artículo 28º de esta ley.

Art. 34º.- Son derechos esenciales, para el personal policial en actividad.

a) La propiedad del grado y el uso del título correspondiente.

b) El destino inherente a cada jerarquía y especialidad o escalafonamiento.

c) El cargo correspondiente a la jerarquía alcanzada y a las aptitudes demostradas en los distintos aspectos de la función policial.

d) El uso del uniforme, insignias, atributos y distintivos propios del grado, antigüedad, especialidad y funciones de acuerdo con las disposiciones legales vigentes.

e) Los honores policiales que para el grado cargo correspondan, de acuerdo con las normas reglamentarias que rigen del ceremonial policial.

f) La percepción de los sueldos, suplementos y demás asignaciones que las disposiciones vigentes determinen para cada grado, cargo y situación.

g) La asistencia médica gratuita, y la provisión de los elementos necesarios a cargo del estado, hasta la total recuperación de las lesiones o enfermedades contraidas durante, o con motivo de actos propios del servicio.

h) El desarrollo de sus aptitudes intelectuales y físicas mediante la asistencia a cursos extrapoliciales, estudios regulares en establecimientos oficiales o privados de cultura general o formación profesional; práctica de deportes u otras actividades análogas, siempre que su concurrencia no dificulte su presentación normal y exigencias propias del servicio, teniendo en cuenta su grado y destino, y los gastos consecuentemente sean atendidos por el interesado, excepto que intervenga representando a la Institución Policial, en cuyo caso deberá contar con la anuencia y autorización de la Jefatura de Policía.

i) La presentación de recursos y/o reclamos conforme se reglamente.

j) La defensa letrada a cargo del estado en lo juicios penales y acciones civiles que se le inicien por particulares con motivo de actos o procedimientos del servicio, o motivados por ésta.

k) El uso de una licencia anual, ordinaria y las que le correspondiere por enfermedad y/o causas extraordinarias o excepcionales; previstas en la reglamentación correspondiente.

l) Los ascensos que le correspondieren conforme a las normas de la reglamentación pertinente.

ll) Los cambios de destinos que no causen perjuicio al destino solicitados para adquirir nuevas experiencias policiales, tendientes al perfeccionamiento profesional.

m) La notificación escrita de las causas que dieran lugar a la negación de ascensos, uso de licencias reglamentarias u otros derechos determinados por esta ley y otros reglamentos vigentes.

n) El servicio asistencial para si y los familiares a cargo conforme las normas vigentes.

ñ) La percepción del haber de retiro para sí y la pensión policial para sus deudos, conforme a las disposiciones legales en vigencia.

o) Las honras fúnebres, que por el grado y cargo corresponda, se determinarán en una reglamentación que para el efecto se conformará.

Art. 35º.- El personal superior y subalterno en situación de retiro, gozará de los derechos esenciales determinados por los siguientes incisos a), d), y), n) y o), del artículo 14º de esta ley. El uso del título del grado policial queda prohibido para la realización de actividades comercial y políticas. El uso del uniforme policial, por parte del personal retirado queda limitado a las ceremonias oficiales, decretadas por el Estado o dispuesta por la Institución y otras celebraciones de transcendencia pública - Institucional-, conforme a las normas que se determinará en el Reglamento de Ceremonial Policial.

Art.36º.- El personal con autoridad policial, a los fines del artículo 30º de la presente ley, está obligado en todo momento y lugar a portar armas de fuego, adecuadas a las órdenes que se impartan.

El personal policial en situación de retiro, está facultado a portar armas de fuego, adecuada para su defensa; sea que las mismas hayan sido provistas por la Institución o de propiedad privada.

Art. 37º.- El Poder Ejecutivo podrá dentro de los principios y espíritu determinado por esta ley, establecer otras facultades y obligaciones al personal policial en actividad y/o retirado.

TITULO II -CARRERA POLICIAL:

CAPITULO I - RECLUTAMIENTO DEL PERSONAL:

Art. 38º.- El ingreso en el servicio de la Institución, se hará por el grado inferior del escalafón y cuerpo correspondiente, conforme el anexo II de la presente ley.

Art. 39º.- Son requisitos comunes para el ingreso del personal policial de todos los escalafones:

a) Ser argentino, nativo o por opción.

b) Poseer buena salud y aptitudes psíquico-físicas comprobadas por los servicios dependientes de Sanidad Policial.

c) No registrar antecedentes judiciales, ni policiales, desfavorables.

d) Reunir antecedentes que acrediten su moralidad y buenas costumbres.

e) Cumplir con los demás requisitos exigidos por la reglamentación en vigencia.

Art. 40º.- No podrán reingresar o reincorporarse como personal policial, sea del cuadro superior o subalterno, sin los siguientes requisitos:

A) El destituido con carácter de cesanía o faltas disciplinarias salvo que haya obtenido sobreseimiento definitivo o rehabilitación administrativa, estableciéndose que dicho reingreso o reincorporación se producirá mediante nuevo nombramiento a través del Poder Ejecutivo.

1- Reintegro o Readmitido: Es el funcionamiento policial que oportunamente ingresó a la Institución Policial, luego queda lícitamente excluido de ella por renuncia aceptada, cesantía, etc. En este caso entre el acto de separación y el nuevo nombramiento, hay solución de continuidad, en su mérito, el funcionario no tiene derecho a percibir retribución alguna por ese período de inactividad, ni a que éste le sea computado a los efectos jubilatorios. Su egreso fue definitivo y vuelve a la Institución merced a un nuevo nombramiento.

2- Reincorporado o Reintegrado: Es el funcionario que oportunamente ingresó a la Institución Policial y luego en forma irregular es excluido de ella, y tiempo después, por haberse dejado sin efecto dicho acto de exclusión, vuelve a la Institución. En este caso se considera que entre el acto de exclusión, vuelve a la Institución. En este caso se considera que entre el acto de separación y el de reincorporación no hubo solución de continuidad, por tanto el funcionario policial tiene derecho a percibir sus emolumentos por dicho lapso ya que el mismo le será computado a los efectos jubilatorios. Jurídicamente se considera que nunca dejó de prestar servicios pues lo ocurrido no le es imputable.

3- Rehabilitación: Es un acto por el cual el Poder Ejecutivo, previo dictamen de la Plana Mayor Policial, habilita nuevamente para acceder al estado policial al personal que lo haya perdido por cesantía o exoneración.

Para expedirse sobre esta cuestión se tendrá en cuenta los antecedentes disciplinarios y administrativos que registrare en su legajo personal. La rehabilitación no significa el derecho del beneficio a ser reingresado a la Institución. El beneficio de rehabilitación podrá pedirse en el caso de cesantía, después de dos (2) años.

a-1) El personal rehabilitado podrá pedir su reintegro con los siguientes requisitos: Para hacer lugar al mismo se estudiarán los antecedentes obrantes en el legajo personal del causante decidiendo la Plana Mayor Policial, si procede o no a la rehabilitación. Lo hará en el escalafón y grado que revistaba al momento de la baja, siempre que acredite los recaudos exigidos para la jerarquía a la que reingrese, de conformidad con lo establecido en los demás incisos del presente artículo y que hayan aprobado el examen de de nivel - profesional - policial- correspondiente a la misma. Se lo ubicará en el último orden del escalafón y comprenderá hasta el grado de Comisario, exluyéndose a aquellos que hubieran alcanzado jerarquías de Oficiales Superiores y Suboficiales Superiores.

a-2) La edad máxima del reingreso para el personal de Oficiales, será :

Comisario.................................. ........... Hasta 45 años.

Subcomisario............................... ........... Hasta 42 años.

Oficial Principal..................................... Hasta 40 años.

Oficial Inspector..................................... Hasta 36 años.

Oficial Subinspector.................................. Hasta 32 años.

Oficial Ayudante...................................... Hasta 30 años.

a-3) La edad máxima del reingreso para el personal de Oficiales, será:

Sargento................................... ........... Hasta 40 años.

Cabo 1ro. ............................................ Hasta 38 años.

Cabo ................................................. Hasta 36 años.

Agente ............................................... Hasta 34 años.

Los límites establecidos precedentemente serán la resultante del cómputo de la edad del causante respecto al tiempo de servicio efectivo prestado a la Institución, antes de su baja.

a-4) Esta disposición solo regirá para el personal policial que hubiera alcanzado la antigüedad mínima para acogerse al beneficio de retiro voluntario y la reingresar y cumplir con el tiempo mínimo indispensable, será pasado automáticamente a situación de retiro, fijándose a tal efecto en el mismo decreto de reingres, la fecha que cesará en el servicio activo.

a-5) Se exceptuarán de la edad mínima establecida, a quienes hubieran computado más del ochenta por ciento (80%) del tiempo de servicio exigible para el retiro voluntario, debiendo permanecer en actividad hasta completar el tiempo mínimo exigible para el retiro voluntario, debiendo procederse a tal efecto, en la misma forma dictada en la disposición anterior.

a-6) Esta disposición no comprenderá al ex personal policial que a la fecha de sanción de esta ley se encuentre percibiendo el haber de pasividad ni al personal policial destituido por exoneración y/o delitos que hayan afectado gravemente el prestigio de la Institución.

B) El condenado por la Justicia Nacional o Provincial, haya o no cumplido la pena impuesta.

C) El procesado ante la Justicia Nacional o Provincial, hasta que obtenga sobreseimiento definitivo, con la aclaración que el proceso no afecta su buen nombre y honor.

D) El que registrare antecedentes o dos o más contravenciones policiales comunes salvo cuando se tratare de escándalos u otras faltas contra la moralidad o la fe pública, en cuyo caso bastará una sola infracción, siempre y cuando haya condena firme.

E) El que registrare antecedentes de actividades subversivas o ideologías extremistas, comprobadas a través de actuaciones sumariales labradas por la autoridad competente.

F) El que padeciere de enfermedad crónica, determinada como inhabilitante por el reglamento correspondiente; y, que se hallare lesionado, enfermo o disminuido hasta que recupere la salud y capacidad funcional exigida por la reglamentación.

Art. 41º.- El personal del escalafón - Cuerpo de seguridad, cuerpo de bomberos, comunicaciones y femenino, se reclutará en la Escuela de Policía con asiento en esta Capital; sin perjuicio de que la Jefatura de la Policía disponga la formación similares del país, siempre que el postulante reuna antecedentes disciplinarios y administrativos favorables y de acuerdo a sus condiciones intelectuales; ya que existe un convenio entre las policías del país de colaboración recíproca y especialmente en lo que hace a la formación y perfeccionamiento de los cuadros.

Art. 42º.- El personal del escalafón -cuerpo profesional- se reclutará mediante concursos de admisión, sin perjuicio que su situación se considere provisoria, hasta poder apreciarse los resultados del curso que al efecto se dicte. Se incorporarán como Oficiales "en comisión", por un tiempo determinado que no excederá los seis (6) meses, teniendo en cuenta la fecha de su ingreso.

Art. 43º.- El personal superior y subalterno de los escalafones -cuerpo técnico y profesional, se reclutarán mediante cursos especiales que al efecto se dictarán para cada cuerpo y conforme el decreto Nº 111/75 (Reglamento de Reclutamiento Policial).

Art. 44º.- Para ser admitido como postulante del Escalafón Cuerpo Profesional, deberá presentarse Título Universitario, debidamente legalizado o revalidado, como así cumplimentar los demás requisitos ya establecidos por ley.

Para ingresar en el Escalafón Cuerpo Técnico, será necesario presentar certificado de estudios secundarios completos, debidamente legalizado.

Art. 45º.- El personal de Suboficiales de todos los escalafones se obtendrá por ascenso, de entre los Agentes y Suboficiales según su escalafonamiento, cuando hubieran reunido antigüedad, realizando los cursos obligatorios para ascenso y otros antecedentes que determine la reglamentación.

Art. 46º.- El personal de Agentes de todos los escalafones, será reclutado mediante "Cursos de Aspirantes", en la Escuela de Suboficiales y Agentes de la Repartición.

Art. 46ºBis.- El egresado de los Institutos de Formación y/o capacitación del personal Superior y Subalterno a partir de la fecha de alta, quedarán sujetos a las siguientes obligaciones, en cuanto a la prestación de servicios policiales :

a) Para el personal Superior cuatro (4) años.

b) Para el personal Subalterno tres (3) años.

De producirse la baja a su pedido o por abandono de servicio antes de que se cumpla los plazos establecidos precedentemente, el causante deberá reintegrar al Estado los gastos que hubiere demandado su formación y/o capacitación profesional en los casos y forma que la reglamentación establezca.

CAPITULO II- REGIMEN DISCIPLINARIO POLICIAL

Art. 47º.- Sin perjuicio de la responsabilidad civil y penal que los Códigos y Leyes especiales determinen para el personal policial, en su caráter de funcionarios públicos; la violación de los deberes policiales establecidos en la Ley Orgánica Policial, otros decretos, resoluciones y disposiciones vigentes, harán pasibles a los responsables de las siguientes sanciones disciplinarias

a) Apercibimiento escrito.

b) Arresto.

c) Suspensión de empleo.

d) Destitución (cesantía o exoneración).

Los Cadetes y Aspirantes de las Escuelas de Policías, quedarán sujetos a este régimen, además del que rija para el Instituto que corresponda.

Art. 48º.- Toda sanción disciplinaria debe tener por fundamento la transgreción a una norma vigente con anterioridad a la sanción. Ningún acto u omisión es punible, administrativamente, sin una prohibición u orden que se le oponga.

Art. 49º.- Toda sanción disciplinaria debe ser impuesta en relación a la naturaleza y gravedad de la falta cometida y a las circunstancias de lugar, tiempo, medido empleado y modo de ejecución, como así también del número de las sanciones se analizará la personalidad y antecedentes del responsable, y en particular, su conducta habitual, educación e inteligencia y los destinos en que prestó servicios.

Art. 50º.- El apercibimiento podrá anticiparse verbalmente, en forma reservada y en términos claros, precisos y moderados, que no importen una afrenta a la persona del causante. Se confirmará por escrito, para la notificación y archivo en el legajo personal. Esta cuestión tiene relación con los artículos 64, 65, 66 y 67, de este cuerpo legal. (En cuanto al decreto Nº 915/75 está debidamente reglamentada la cuestión en el Capítulo 23 - Artículo 99 al 123 inclusive).

Art. 51º.- La mera reconvención o amonestación por anormalidades reparables e intranscendentes, no constituye una falta disciplinaria, ni se anotará en el legajo personal del amonestado, excepto en los Institutos de formación.

Art. 52º.- El apercibimiento puede ser colectivo. Se adoptará ese procedimiento, conforme a las normas que determine la reglamentación, cuando en alguna dependencia se constaten faltas de carácter general, relacionadas con la observancia de los reglamentos policiales y disposiciones vigentes sobre el uso del uniforme, presentación y disciplina del personal, higiene y mantenimiento de locales, transporte y otros bienes patrimoniales, siempre y que no no corresponda sanción mayor. Se registrará en el legajo del Jefe de la Dependencia donde se verificó la falta del personal que corresponda.

Art. 53º.- El arresto consiste en la permanencia del sancionado en su dependencia o en el lugar que se determine con las modalidades que en cada caso se puedan prestar.Cuando esta medida fuera impuesta al personal superior, durante el tiempo de su cumplimiento, llevará siempre como accesoria la suspensión del mando.

Art. 54º.- Si en la localidad en que revista el personal superior arrestado no contara con comodidades de alojamiento correspondiente a su rango, la sanción podrá cumplirse:

a) Como apercibimiento, equivale al arresto o sanción.

b) Como arresto domiciliario, en el propio domicilio del causante, desde Oficial Jefe.

c) En otras localidades donde hubiera comodidades suficientes, la sanción disciplinaria aplicada, se cumplirá en la forma ya prevista.

Art. 55º.- El personal femenino cumplirá el arresto en dependencias específicas de la Institución (Alcadía de Mujeres), y donde no se contare, con recargo, lo que consistirá con cuatro (4) horas de recargo, sin perjuicio del servicio por cada día de arresto, este correctivo quedará en suspenso por lactancia, finalizada la misma cumplirá la sanción. Se registrará en el legajo personal de la causante con el número de días que correspondiere y como antecedentes, implicará los mismos efectos que la sanción mencionada en el artículo 53 de esta ley. Hallándose en estado de gravidez, el arresto se cumplirá en el domicilio.

Art. 56º.- El arresto del personal subalterno de ambos sexos podrá disponerse "sin perjuicio del servicio". En tal caso el causante interrumpirá su sanción para cumplir sus horarios normales de servicio. Las horas de servicio, se cumputarán como integrantes de días de arresto.

Art. 57º.- El arresto o sanción disciplinaria, se ajustará a las normas establecidas precedentemente y las que impongan el Reglamento del Régimen Disciplinario Policial (R.R.D.P.).

No obstante, como medida preventiva, para evitar o impedir una falta disciplinaria, lograr el cese de ejecución o su trascendencia pública, puede ordenarse al personal policial arresto preventivo, en cualquier momento y lugar por el término no mayor de veinticuatro (24) horas. Este artículo tiene relación con el artículo 50º de este cuerpo legal.

Art. 58º.- La sanción de suspensión de empleo, consiste en la privación de los deberes y derechos escenciales del Estado Provincial,excepto los determinados por los incisos: a) , e), f), g), i), k), l), y m) del artículo 28º de esta ley y los incisos: a), b), g), h), i), j), m), ñ), y p) del artículo 34º.

Art. 59º.- La sanción de suspensión de empleo se aplicará como medida disciplinaria por un término no mayor de treinta (30) días, ni menor a siete (7) días, siempre que hubiera correspondido más de treinta (30) días de arresto. La reglamentación, determinará los demás detalles formales y consecuencias de la sanción de empleo.

Art. 59º.- La sanción de suspensión de empleo se aplicará como medida disciplinaria por un término no mayor de treinta (30) días, ni menor a siete (7) días, siempre que hubiera correspondido más de treinta (30) días de arresto. La reglamentación, determinará los demás detalles formales y consecuencias de la sanción de suspensión de empleo.

Art. 60º.- La suspensión real de funciones como situación de hecho creada con motivo de la detención preventiva de un funcionario policial, en sumario que se investigue su posible responsabilidad por hechos ocurridos con motivo del servicio no dará lugar a su registro como antecedentes disciplinarios del causante, hasta que se dicte en su contra "auto de procesamiento", por la autoridad judicial competente.

Art. 61º.- Reciben el nombre de destitución, las sanciones disciplinarias expulsivas, que importan la separación del castigado de la Institución Policial, con la perdida del estado policial, con la perdida del estado policial y los deberes que le son inherentes, con los alcances del artículo 62º de esta ley.

Art. 62º.- La destitución solo podrá ser dispuesta por decreto del Poder Ejecutivo de la Provincia, a solicitud de la Jefatura de Policía, y conforme a la gravedad de la falta, corresponderá la cesantía o exoneración:

a) Cesantía: No importa la pérdida del derecho al haber de retir, que la Institución pérdida del Estado Policial y todos los derechos inherentes, incluso el haber de retiro, que pudiera corresponder al sancionado siempre que haya acumulado los años de servicio y antigüedad exigida por la ley en vigencia (decreto ley Nº 956/80).

b) Exoneración: Comprende la separación definitiva e irrebocable de la Intitución pérdida del Estado Policial y todos los derechos inherentes, incluso el haber de retiro, aunque se hubiese reunido todos los demás requisitos para obtenerlo.

La exoneración solo será decretada cuando mediare condena judicial firme por un delito previsto en el Código Penal, excepto aquellos delitos culposo. Los derechos habientes, conservarán el derecho a la pensión policial, conforme lo determina la ley de Retiros y Pensiones Policiales.

Art. 63º.- Todo Policía con categoría de personal superior, estará obligado a ejercer las facultades disciplinarias que le acuerde esta ley y la reglamentación correspondiente a los distintos grados y cargos, se determinan en el anexo III de la presente ley.

El personal superior femenino tendrá facultades desciplinarias respecto de los integrantes de su mismo escalafón y de otros escalafones cuando le estén directamente subordinados.

Los suboficiales y agentes, no ejercerán facultades disciplinarias, pero tendrán la obligación de informar a sus superiores de las faltas de sus subalternos. Además podrán los suboficiales disponer arresto preventivo respecto al personal subordinado y subalterno que cometan faltas graves en lugares confiado a su custodia o intervención, o lugares públicos, al solo efecto de lograr el cese de las transgresiones o impedir su ejecución inminente.

Art. 64º.- Todo Policía a quien se le hubiere impuesto una sanción disciplinaria que considera arbitraria, excesiva, en relación a la falta cometida o ser el resultado de un error, puede elevar un formal recurso, solicitando se modifique o deje sin efecto la misma.

Art. 65º.- Procede tambíen la interposición de recurso, contra todo procedimiento de un superior, en el servicio o fuera del mismo, que afecte la dignidad del subalterno. Se entenderá como tales, los procedimientos violentos y el trato desconsiderado mediante palabras, gestos, escritos y otros actos suficientemente agresivos.

Art. 66º.- El personal policial a quien se le imputa la comisión de una falta disciplinaria grave, tiene el derecho a obtener su investigación actuada y ejercer su defensa, por escrito o hacer su descargo, aportar pruebas y solicitar la realización de diligencias y tomar otras decisiones que considere necesarias para su defensa. Cuando la decisión del superior interviniente fuese estimada injusta o errónea, podrá pedirse revocatoria, y, de subsistir la situación, apelarse ante otros superiores competentes, siguiendo la vía jerárquica correspondiente y guardando las formas, modales y corrección establecida por la reglamentación.

Art. 67º.- Si del recurso elevado en apelación, sugiere una falta imputable al superior que intervino en primera instancia, conforme corresponda la naturaleza de la misma, se dará el trámite pertinente para su sanción. La interposición de un recurso con el fin de dilatar el procedimiento por hechos suficientemente probados se considerará falta grave o falta de consideración y respeto al superior y podrá merecer una sanción más elevada por este accionar.

Art. 68º.- Para interpretación de las sanciones disciplinarias que corresponda aplicarse en dada caso, se establece las siguientes relaciones y límites.

a) Arrestos:

No será inferior a tres (3) días, caso contrario corresponde apercibimiento.

Treinta (30) días de arresto, son equivalente a siete (7) días de suspensión; sesenta (60) días de arresto, equivalen a quince(15)días de suspensión de empleo.

No se aplicarán más de sesenta (60) días contínuos.

b) Suspensión de Empleo:

No será inferior a siete (7) días contínuos, caso contrario corresponde aplicarse el arresto equivalente.

No se aplicará más de treinta (30) días de suspensión, debe solicitarse la cesantía del funcionario policial. CAPITULO XXIII- De los recursos- Artículos 99/123 del Reglamento de Actuaciones Administrativas en vigencia.

c) Los recursos administrativos establecidos por esta ley, son los siguientes:

a) Reconsideración, b) Apelación; c) Nulidad; d) Jerárquico. La reglamentación establecerá cuando procede cada uno de estos recursos y la forma en que deberá tramitarse.

Capítulo 3º - UNIFORMES Y EQUIPOS POLICIALES:

Art. 69º.- El personal policial de los escalafones, cuerpo seguridad, técnico, profesional y servicios auxiliares, vestirá uniforme en las circunstancias que determine el reglamento de uniformes y equipos y distintivos que establezca dicha reglamentación.

Art. 70º.- El personal de alumnos, (Cadetes- Aspirantes), de los cursos de formación del personal superior y subalternos, usarán los uniformes especiales establecidos en los reglamentos internos de los respectivos Institutos y Escuelas.

Art. 71º.- El uso de uniforme policial reglamentario es obligatorio en todos los actos del servicio no excluidos expresamente por la reglamentación vigente. Los Oficiales, Suboficiales y Agentes de los escalafones cuerpo seguridad y técnico, con los correajes correspondientes.

Los Oficiales Superiores y Jefes, salvo en formación o cuando actúen al frente de la tropa policial en servicios extraordinarios, no usarán correajes, ni portarán ostensiblemente armas de fuego. No obstante, siempre llevarán consigo un arma de fuego adecuada para su defensa e intervenciones que eventualmente puedan realizar.

Capítulo 4º - CALIFICACIÓN DE APTITUDES Y DESEMPEÑOS:

Art. 72º.- Anualmente todo el personal policial será calificado conforme las normas establecidas en el Reglamento del Régimen de Calificaciones Policiales (R.R.C.P.).

Art. 73º.- Cada calificador, luego de registrar las anotaciones que estimo justas, en el formulario correspondiente, notificará al interesado, quien deberá rubricarla y podrá formular reclamos, separadamente, cuando estime que su calificación es errónea e injusta. El reclamo se presentará ante el mismo superior que calificó, quien podrá rectificarse o mantenerse en sus afirmaciones y apreciaciones ya vertidas, refutando los argumentos expuestos.

Art. 74º.- La calificación anual, comprenderá el palzo transcurrido entre el anterior informe, (si lo hubiera), y la víspera del cierre del nuevo informe. Salvo circunstancias excepcionales debidamente documentadas ante la superioridad, los informes anuales de calificación se cerrarán el día primero de octubre de cada año.

Art. 75º.- Se formularán informes parciales de calificación en los siguientes casos:

a) Al personal superior y subalterno que debe cumplir cambio de destino, cuando hubiera transcurrido más de noventa (90) días, después de la última calificación.

b) Al personal que le estaba subordinado, cumpliendo más de noventa (90) días desde la última calificación, cuando el superior deba cumplir cambio de destino.

c) Por servicio provisorio en otro destino, o comisión del servicio, por un lapso no inferior a noventa (90) días contínuos. Esta calificación corresponderá ser formulada por el superior del destino temporario, o a cuyas órdenes se hubo cumplida la comisión del servicio.

Art. 76º.- Anualmente, en formulario especial, cada superior, elevará directamente al Jefe del Departamento Personal (D-1), informe de las calificaciones extremas, significará datos desfavorables al concepto del superior.

Capítulo 5º - REGIMEN DE CAMBIO DE DESTINO:

Art. 77º.- Anualmente, por el organismo correspondiente, se actualizará los cuadros de dotación del personal superior y subalterno, que corresponden a las distintas unidades de la repartición, conforme a su categoría administrativa y necesidades del servicio. Diariamente, en el Departamento Personal y la dependencia afectada se registrarán las bajas y reposiciones del personal, actualizando el cuadro de existencia real del personal.

Art. 78º.- Para satisfacer las necesidades del servicio, mediante reposiciones de personal e incrementos autorizados o retiros, se producirán en cualquier época del año, cambios de destinos.

Los cambios de destinos por traslados y pases, satisfarán también una estrategia de adiestramiento y eventualmente procurarán satisfacer conveniencias personales o familiares del personal policial cuando no resultaren inconvenientes al servicio.

Art. 79º.- Se denomina cambio de destino, la situación del personal policial que pasa a prestar servicios a una dependencia, procedente de otra, de igual, mayor o menor categoría administrativa y por tiempo indeterminado.

Cuando se pase a prestar servicio a una dependencia por tiempo determinado y con obligación de reintegro a la de orígen, se califica como adscripción y no cambio de destino.

Cuando se cambia de oficina o actividad de servicio en la misma dependencia, con categoría de sección o equivalente, el caso se califica como rotación interna.

Art. 80º.- Los cambios de destinos conforme a las funciones que debe desempeñar el causante, pueden ser.

a) Por designación del Jefe de Policía para ocupar cargo directivo de categoría no inferior al de jefe de sección y se denomina nombramiento.

b)Para prestar servicios correspondientes al grado del causante en una dependencia, pero sin especificación de cargo o mando, (o de menor categoría al de jefe de sección).

En este caso, el cambio se denominará pase o traslado conforme en una dependencia, pero sin especificación de cargo o mando, (o de menor categoría al de jefe de sección).

En este caso, el cambio se denominará pase o traslado conforme a las circunstancias establecidas en este capítulo.

Art. 81º.- Se denomina pase al cambio de destino, cuando éste se produce de una dependencia a otra, situada en la misma localidad y no se trate de nombramiento de jefe de sección o dependencia de mayor categoría.

Cuando el pase se produce en una dependencia subordinada a la misma jefatura de División que la de orígen, se denomina pase interno y puede disponerlo el jefe de la División u organismo de mayor categoría, si no tuviera aquella como intermedia.

Cuando el pase se produce a una dependencia integrante de otra División, Departamento o Unidad Regional, se denomina interdivisional y solo puede disponer el Jefe de Policía.

Art. 82º.- Se denomina traslado al cambio de destino del personal a una dependencia situada en otra localidad y el caso no encuadre en las previsiones de nombramientos.

Los traslados del personal, sólo pueden ser dispuestos por el Jefe de Policía, a quien el Departamento correspondiente, informará previamente sobre la situación personal y familiar del causante.

Art. 83º.- El personal superior y subalterno de igual categoría jerárquica y de un mismo escalafón podrá solicitar permuta de sus destinos.

Previo acuerdo, uno de ellos elevará su solicitud por el conducto pertinente quien emitirá opinión y podrá aprobarla o desecharla, fundado en razones de servicio, debidamente aclarados. En caso favorable se correrá vista al otro interesado para que se ratifique y preste su conformidad; debiendo también el superior interviniente, emitir opinión al respecto, pudiendo oponerse a la permuta.

La decisión final, corresponderá a las autoridades mencionadas para los casos de pases y traslados, según se trate.

Art. 84º.- Será motivo especial de consideración, en las solicitudes y resoluciones sobre traslados, las siguientes situaciones personales:

a) Haber cumplido el tiempo mínimo en el grado y no poder ascender a la siguiente, sin aprobar un curso de perfeccionamiento, que se desarrollará en otra localidad.

b) Poseer conocimientos y antecedentes excepcionales, debidamente documentado, para el desempeño de cátedra en cursos de formación, perfeccionamiento o información policial.

c) Tener a cargo familiares en edad escolar, o cursando estudios en establecimientos educacionales alejados del lugar de destino asignado, por imposibilidad de realizarlos allí. También los casos de familiares a cargo que padezcan enfermedades graves, que deban tratarse en centros asistenciales especializados, no existente en el lugar del nuevo destino.

Art. 85º.- Los motivos o causales determinados de traslados que se establecen en el artículo anterior, también serán considerados para los casos de nombramientos de Oficiales Superiores y jefes, concordante con el R.R.C.D.

Capítulo 6º - REGIMEN DE PROMOCIONES POLICIALES:

Art. 86º.- Para satisfacer las necesidades orgánicas de la Institución, anualmente se producirán ascensos del personal superior y subalterno, que hubieren alcanzado los requisitos exigidos por esta ley y reglamento del régimen de promociones policiales (R.R.P.P.).

Art. 87º.- Los ascensos del personal superior se producirán por decreto del Poder Ejecutivo de la Provincia a propuesta del Jefe de Policía.

El personal subalterno será promovido por disposición del Jefe de Policía. En ambas categorías de personal la promoción será de grado a grado, con el asesoramiento de las juntas de calificaciones respectivas.

Art. 88º.- Para poder ascender será requisito indispensable que en las funciones del grado, se haya demostrado aptitudes morales, intelectuales y físicas suficientes y evidenciar condiciones que permitan, prever un buen desempeño en el grado inmediato superior, conforme a las exigencias establecidas en el Reglamento del Régimen de Calificaciones Policiales, sin perjuicio de cumplimentarse los demás requisitos establecidos para ese efecto.

Art. 89º. - Solo se exceptúan de la consideración del artículo anterior, los ascensos que se otorgan por méritos extraordinarios y "Post Mortem". La reglamentación establecerá las condiciones y formalidades para estos ascensos.

Art. 90º.- Las situaciones del personal inhabilitado para el ascenso por aplicación de las normas de esta ley y el reglamento correspondiente, no serán consideradas por la junta de calificación. La aclaración de estas situaciones, en las listas distribuidas y notificadas con suficiente anticipación, podrán dar lugar a reclamos y modificaciones que se llevarán a cabo con anterioridad al funcionamiento de la Junta de Calificaciones, en tales supuestos los casos planteados serán resuelto por la Jefatura de Policía.

Art. 91º.- Se considerarán inhabilitados para ascensos, el personal superior y subalterno que se hallaren en algunas de las siguientes situaciones:

a) Falta de antigüedad mínima en el grado, los que están previstos en el anexo II (2) de esta ley.

b) Exceso de licencia por enfermedad, por más de sesenta (60) días; como así también exceso de licencia por enfermedad desvinculadas del servicio superior a los sesenta (60) días.

c) Con licencia por enfermedad contraida o agravada o por accidente producido en y por actos del servicio, por actos del servicio, o en servicio, hasta dos años. Al término de ese tiempo se establecerá su aptitud para el servicio. Cuando acredite poseer las aptitudes psico-físicas necesarias, podrá ser ascendido con la fecha que le hubiera correspondido manteniendo su antigüedad.

d) Exceso de licencias en el año calendario, no motivadas por enfermedad o lesiones, por más de sesenta (60) días.

e) Hallarse bajo sumario administrativo, como imputado, no derivado de causas judiciales, en tal caso, la jefatura de Policía deberá resolver la situación del administrado en un término no mayor de treinta (30) días, a partir de la fecha del dictamen de Asesoría Letrada, en la cual debe expedirse en un tiempo no superior a los sesenta y cinco (65) días, desde que se iniciara la causa.

f) Reunir antecedentes desfavorables en el período analizado: desde treinta (30) días de arresto o suspensión de empleo mayor de siete (7) días, para el personal subalterno, (suboficiales y tropa policial), y quince (15) días de arresto o suspensión de empleo mayor de tres (3) días, para el personal superior, (Oficial Ayudante a Comisario Mayor, inclusive).

g) Hallarse bajo sumario judicial, mientras se hallare privado de su libertad o bajo prisión preventiva.

h) Haber sido reprobado o dado de baja por razones disciplinarias, falta de aplicación, axcesos de inasistencias, o solicitud del causante de cursos policiales de formación, perfeccionamiento o capacitación profesional.

i) Haber sido llamado a rendir exámen tendientes a comprobar idoneidad del personal, o capacitación para funciones policiales o auxiliares de las mismas, que le corresponde por escalafón, y resultar reprobado u obtener postergación para rendir por razones personales.

j) Haber merecido calificación anual inferior a la mínima exigible como requisitos especial para ascenso, conforme se reglamente.

k) Desaparecida las causales de referencia y hasta tanto cese esta situación, o haya transcurrido dos (2) años.

Art. 92º.- La reglamentación determinará los límites para considerar excesivos los términos de licencias extraordinarias y especiales usadas en el período analizado.

Art. 93º.- El personal imputado en una o varias causas administrativas en trámite, no podrá ascender mientras no concluya/n la/s misma/s en el período analizado, con algunas de las siguientes resoluciones:

a) Falta de mérito para su prosecución.

b) Sobreseimiento administrativo.

c) Sanción no más de tres (3) días de suspensión de empleo o quince (15) días de arresto, para el personal superior.

d) Siendo el personal subalterno la sanción de suspensión de empleo no deberá ser mayor de siete (7) días o treinta (30) días de arresto.

Art. 94º.- La norma del artículo anterior corresponde también a los casos de actuaciones administrativas sustanciadas como motivo de hechos investigados en sumario judicial, aún cuando estos se resolvieron a favor del imputado, por el juez competente en la causa. No se podrá sobreseer, ni dictar el cierre de la causa por falta de mérito, cuando el hecho que motivó las actuaciones hayan dado origen a sumario judicial y en esa jurisdicción el Juez competente aún no se hubiera expedido declarando el sobreseimiento definitivo o dictando sentencia absolutoria a favor del imputado.

Art. 95º.- No podrán ser ascendido el personal superior y subalterno, contra quienes se hubiera obtenido la excarcelación o, por el hecho de la causa, no correspondiere pena corporal.

Art. 96º.- Los ascensos al grado de Comisario Inspector y superiores al mismo, se harán por orden de escalafón y rigurosa selección entre los que hubieran alcanzado la antigüedad mínima en el grado y no se encontraen afectados por causales de inhabilidades establecidas por esta ley.

A los efectos establecidos precedentemente y en los artículos siguientes, se entiende por selección el procedimiento en virtud del cual se determina, de entre varios postulantes de igual escala jerárquica, el agente que por sus antecedentes personales, méritos, capacidad profesional, rendimiento, aptitudes de mando y conducción, competencia funcional y preparación cultural, es más idóneo para ser promovido al grado inmediato superior. Siempre procederá en primer término por selección y luego por antigüedad calificada, al solo efecto del ascenso y posteriormente recién se conformarán las listas general de los distintos escalafones por rigurosa antigüedad calificada, al solo efecto del ascenso posteriormente recién se conformarán las listas general de los distintos escalafones por rigurosa antigüedad en la Institución.

Para el ascenso a los grados de Oficial Superior, se exigirá del personal propuesto, una sólida cultura profesional que lo habilite para encarar con acierto las soluciones que ofrezcan los problemas institucionales más trascendentes. Haber demostrado espíritu crítico, facultad de síntesis, rapidez de concepción y prestigio real, dentro y fuera de la Institución por su capacidad, honestidad y corrección en sus procederes. La reglamentación establecerá el procedimiento para comprobar esta exigencia.

Art. 96ºbis.- Si por aplicación del artículo anterior, la junta de calificaciones dictaminara que el calificado aún no ha alcanzado las capacidades necesarias para desempeñarse en el grado inmediato superior, se lo declarará "pospuesto" por una sola vez, en cuyo caso continuará en el grado. De subsistir el mismo nivel de aptitudes en el período siguiente, se lo declarará "pospuesto" definitivamente, con los efectos del retiro obligatorio.

Art. 97º.- El personal superior que hubiera descuidado su preparación profesional no alcanzando potencialidades personales para ejercer funciones de conducción superior y asesoramiento principal, no podrá ser calificado "apto para el ascenso", a grado de Oficiales Superiores. La reglamentación establecerá el procedimiento para comprobar esta exigencia.

Art. 98º.- Si el número de "aptos" para alcanzar el grado de Oficial Superior no fuere suficiente para cubrir las vacantes presupuestarias, los cargos sobrantes se cubrirán con el personal que por grado y antigüedad le corresponda, designándolo con carácter "interino".

Art. 99º.- Los ascensos del personal a los grados que se expresa seguidamente, serán conferidos en la siguiente proporción conforme se reglamente:

a) Al grado de Comisario: 4/5 por selección y 1/5 por antigüedad calificada.

b) Al grado de Subcomisario: 3/5 por selección y 2/5 por antigüedad calificada.

c) Al grado de Oficial Principal. 2/5 por selección y 3/5 por antigüedad calificada.

d) Al grado de Inspector y Subinspector 1/5 por selección y 4/5 por antigüedad calificada.

e) A los grados de Suboficial Mayor y Principal 4/5 por selección 1/5 por antigüedad calificada.

f) A los grados de Sargento Ayudante y Sargento Primero: 3/5 por selección y 2/5 por antigüedad calificada.

g) Al grado de Sargento: 2/5 por selección y 3/5 por antigüedad calificada.

h) Al grado de Cabo Primero: 1/5 por selección y 3/5 por antigüedad calificada, y

i) Al grado de Cabo: 100% por antigüedad calificada.

En la aplicación de los incisos del presente artículo se procederá a tomar en grupo de (5) cinco sucesivamente hasta completar la lista de ordenamiento del personal en condiciones de ascenso.

Art. 100º.- Las juntas de calificaciones para el personal superior y subalterno de la Institución, constituída según se reglamente, previo minucioso análisis de los antecedentes del personal objeto de calificación y las comprobaciones técnicas y personales que estimen necesarias realizadas para lograr un acabado conocimiento de las situaciones, agruparán al personal de los distintos grados en la siguiente forma:

a) Apto para el ascenso.

b) Apto para permanecer en el grado.

c) Inepto para las funciones policiales y según su escalafonamiento.

La denominación de "postergado", corresponde a quienes no son sometidos a la consideración de la junta de calificación, por las causas de inhabilitación determinadas en el artículo 91º de esta ley.

Capítulo 7º -REGIMEN DE LICENCIAS POLICIALES:

Art.

Sitios de Interés

Escudo congreso          Escudo senado          Escudo biblioteca          Escudo portal fsa        Escudo judicial          Escudo infoleg